×
Por
EFE
Publicado el
3 nov. 2010
Tiempo de lectura
2 minutos
Compartir
Descargar
Descargar el artículo
Imprimir
Imprimir
Tamaño del texto
aA+ aA-

Un estudio destaca que Balenciaga "se hizo" como modisto en el País Vasco

Por
EFE
Publicado el
3 nov. 2010

San Sebastián, 27 oct (EFE).- Cristóbal Balenciaga "se hizo" en Guipúzcoa y adquirió "proyección internacional" en París, dado que cuando llegó a la capital francesa ya era "un modisto consolidado", "un empresario experimentado" y "un artista en plena madurez creativa".

Balenciaga
Cristóbal Balenciaga

Ésta es una de las principales conclusiones a las que ha llegado la investigadora especializada en historia de la moda Miren Arzalluz en su libro "Cristóbal Balenciaga. La forja del maestro (1895-1936)", una publicación conjunta de la Diputación de Guipúzcoa y la editorial Nerea que ha sido presentada en el palacio foral en San Sebastián.

Además de la autora, han intervenido en el acto la diputada de Cultura y Euskera, María Jesús Aranburu, y la directora de la editorial Nerea, Marta Casares, así como la especialista en indumentaria histórica Amelia Descalzo.

La obra, editada en un atractivo formato de tapa dura con sobrecubierta y 270 ilustraciones, constituye el primer gran estudio sobre una época inédita del gran modisto natural de Getaria, la que recorre sus primeros 42 años de vida, desde su nacimiento en el seno de una humilde familia de pescadores hasta su marcha, motivada por el estallido de la Guerra Civil, a París, donde logró un inmediato e incontestable éxito.

Para Miren Arzalluz, las conclusiones de su investigación son "claras y abrumadoras": para cuando Balenciaga llegó a la capital gala era "un hombre maduro en todos los aspectos", pues tenía a sus espaldas dos décadas de actividad empresarial, con cinco establecimientos en San Sebastián, uno en Madrid y otro en Barcelona, además de mucha formación, experiencia y dominio de la técnica.

"Tenía por tanto todos los ingredientes necesarios para triunfar en París de la forma inmediata e incontestable que lo hizo, desde su primera colección", ha afirmado la autora, quien ha subrayado que "el genio creativo" de Balenciaga estuvo impregnado de "las influencias artísticas" y "los recursos estilísticos" adquiridos en su tierra natal.

La publicación constituye así un fresco histórico y social apoyado en una exhaustiva documentación que recrea el originario y rico mundo de referencias en el que Balenciaga sustentó sus creaciones de alta costura.

Reconstruye también la época en la que la realeza frecuentaba San Sebastián y destaca que la Primera Guerra Mundial generó "un microclima de lujo" en la costa vasca, ambiente propicio para el carácter emprendedor del modisto.

Amelia Descalzo ha considerado por su parte que este libro "coloca a la historia de la moda de España en el lugar que le corresponde", al tiempo que rescata a Balenciaga de un cierto "olvido" y lo sitúa como un gran "modisto", calificativo que, a su juicio, "difícilmente" aplicaría a "los actuales artífices de la moda".

© EFE 2022. Está expresamente prohibida la redistribución y la redifusión de todo o parte de los contenidos de los servicios de Efe, sin previo y expreso consentimiento de la Agencia EFE S.A.