Proenza Schouler recompra su propia casa

Proenza Schouler ha comprado el control de su propia casa a Castanea Partners, en el último cambio de propiedad de la vanguardista casa de moda de Nueva York. Como parte de la jugada, la casa también revisará radicalmente su equipo directivo superior, con la salida de tanto el actual CEO como de su CFO.


Ver desfile
Proenza Schouler - Primavera-Verano2019 - Womenswear - Nueva York - © PixelFormula

El cambio en el control marca la quinta estructura de propiedad significativa en una década y media en la admirada marca de moda del centro de Manhattan. Aunque respaldado por todos los editores de moda, Proenza Schouler ha sido una especie de tiovivo financiero.

El dúo de diseñadores fundadores "Jack McCollough y Lazaro Hernandez junto con un nuevo grupo de inversores privados, ha recomprado Proenza Schouler en su totalidad. Además, se ha recaudado una importante ronda de capital fresco durante este proceso, con el fin de invertir en las estrategias de crecimiento y desarrollo de la compañía", dijo la casa en un comunicado de prensa.
 
“Estamos encantados por embarcarnos en este nuevo y emocionante capítulo de Proenza Schouler y estamos maravillados con el equipo de líderes de la industria que hemos juntado y que, con nosotros, ayudarán a dirigir el negocio a su máximo potencial”, dijo el dúo en la declaración.

Esta nueva inyección de capital “permitirá a la marca expandirse a nivel mundial al centrarse en sus negocios principales de prêt-à-porter de lujo, artículos de cuero y PSWL (línea de difusión), y además seguirá brindando soporte a sus socios de licencias L'Oreal y Onward Luxury Group".
 
Fundada en 2002 por los dos graduados en Parsons School of Design, McCollough y Hernandez, Proenza Schouler debe su nombre a los nombres de soltera de las madres del par.

Pocas casas incipientes de Nueva York han recibido tanto reconocimiento. Proenza Schouler ganó el premio inaugural del CFDA Vogue Fashion Fund en 2004, y el premio a Diseñador de Womenswear del Año del CFDA tres veces, en 2007, 2011 y 2013. Su reciente temporada doble en la que mostraba alta costura en París también recibió críticas muy favorables.
 
Sin embargo, la destreza artística de la casa nunca ha sido realmente igualada por el éxito comercial. Fueron respaldados inicialmente por el propietario de una cadena de cafeterías alemanas, antes de que Valentino Fashion Group adquiriera una participación del 45% en 2007. Cuatro años después, un nuevo equipo de inversores, entre ellos Andrew Rosen y John Howard, se convirtieron en socios, antes de que Castanea Partners adquiriera una participación minoritaria e instalara a Judd Crane como CEO en 2015.

La casa de moda añadió que tanto su CEO, Judd Crane, como su CFO, John Paolicelli dejarán sus cargos con efecto inmediato. Serán remplazados por Kay Hong y Jonathan Friedman, mientras que Mary Wang entrará como directora de operaciones.
 
Hong es un veterano en la industria que ha sido recientemente CEO de Torrid Inc, mientras que Wang fue vicepresidenta ejecutiva de Alexander Wang, tras pasar 20 años en Calvin Klein.
 
Friedman, que fue consultor en Proenza Schouler durante varios meses, es un CFO veterano, aunque no muy conocido en la moda o el lujo.

Quizá, finalmente tras la apertura de una pequeña marca en una Chinatown en mal estado a principios de siglo, el dúo podrá construir una gran marca global.

Copyright © 2018 FashionNetwork.com Todos los derechos reservados.

Lujo - Prêt-à-porterBusiness
SUSCRIPCIÓN A LA NEWSLETTER